Deportes
03/12/2020

La UAR dio marcha atrás con la sanción a Pablo Matera, Guido Petti y Santiago Socino por los tuits racistas y xenófobos

La institución explicó los motivos por los que finalmente decidió no sancionar a los jugadores por sus dichos en las redes.

La UAR dio marcha atrás con la sanción a Pablo Matera, Guido Petti y Santiago Socino por los tuits racistas y xenófobos
L

a Unión Argentina de Rugby (UAR) dio marcha atrás con la decisión que tomó el lunes de suspender a los jugadores Pablo MateraGuido Petti y Santiago Socino por los tuits racistas y xenófobos que publicaron en sus redes sociales hace un par de años.

"El proceso disciplinario continúa y la Comisión arribará a una resolución final en los próximos días de acuerdo con los tiempos del procedimiento, en esta primera instancia considera que el sostenimiento de las medidas preventivas resultan innecesarias, por lo cual resuelve levantar la suspensión de los tres jugadores y restituir la capitanía de Pablo Matera", señaló la UAR en el comunicado.

"Los tres jugadores manifestaron su profundo arrepentimiento, reiteraron el pedido de disculpas, ratificaron que no es lo que piensan y que fue un acto imprudente propio de la inmadurez”, justificó la Unión Argentina de Rugby.

De esta manera, los tres jugadores quedaron disponibles para el partido del sábado entre el seleccionado nacional y Australia, por el torneo Tres Naciones. Sin embargo, no aparecen en la formación oficial de Los Pumas.

Vale recordar que el comportamiento de los integrantes del seleccionado argentino mereció el repudio generalizado de la mayor parte del arco del deporte. Inclusive figuras retiradas de la disciplina como Agustín Pichot, Hugo Porta, Serafín Dengra y Eliseo Branca exigieron “fuerte autocrítica” a los componentes del plantel argentino.

El comunicado:

Dejar un comentario
Últimas noticias
El entrenador presentó los nombres del los futbolistas que jugarán en los partidos frente a Chile y Colombia.
Hay 15 jugadores del plantel contagiados con Covid-19, por lo que Marcelo Gallardo tuvo que hacer llamados de urgencia.