Espectáculos
13/11/2020

El agresor de las bailarinas fue considerado imputable y quedará detenido en Ezeiza

La Justicia determinó que Sebastián Villarreal será trasladado a un pabellón psiquiátrico en la unidad de máxima seguridad.

El agresor de las bailarinas fue considerado imputable y quedará detenido en Ezeiza
S

ebastián Villarreal, el hombre de 30 años que acuchilló este martes a dos profesoras de danza en un estudio en Palermo, fue declarado imputable por la Justicia luego de que un informe médico declarara que el hombre no es un “psicótico”.

El agresor se negó a declarar, por lo que el fiscal Miguel Kessler pidió prisión preventiva, que fue aceptada y dispuesta por el juez Norberto Circo. Villarreal está acusado de  tentativa de homicidio agravada por ser víctima una mujer (violencia de género). Será trasladado desde el hospital Tornú a la unidad penal de máxima seguridad de Ezeiza. Se encontraba internado por la herida que le provocó el disparo que la Policía debió realizar para reducirlo.

 

En la prisión formará parte del programa de salud mental Prisma, que está dedicado a aquellos detenidos con problemas psiquiátricos y de adicciones. Según los médicos el hombre padece de “trastorno de personalidad de tipo narcista y rasgos histriónicos”, pero eso no le impide discernir entre lo que está bien o mal, “no es psicótico”.

El hombre era alumno en las clases de danza de Julieta Antón. “Era muy intenso. Él iba a las clases dos horas antes y ayer pasó lo mismo. Siempre lo noté raro, pero nunca me imaginé esto”, contó la víctima, que tuvo heridas en los brazos y en el cuero cabelludo. La profesora lo había conocido hace apenas una semana en el Club de Danza, pero él ya la seguía en las redes sociales y había tomado sus clases virtuales durante el aislamiento.

Dejar un comentario
Últimas noticias
La actriz expresó su disconformidad a través de las redes sociales y varios usuarios la enfrentaron por apoyar al oficialismo.
Varios futbolistas del Millonario presentaron síntomas y dieron positivo tras ser sometidos a testeos por antígenos.
El hecho no tiene precedentes para este país asiático, que tras un intento fallido en 2011, pudo lograr su objetivo.
Aunque la Cúpula de Hierro, sistema de defensa antimisil israelí, interceptó la mayoría, dos misiles cayeron en la ciudad de Ramat Gan.